Utilizamos cookies propias para el correcto funcionamiento de la página web y de todos sus servicios, y de terceros para analizar el tráfico en nuestra página web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en Más información -
Política de cookies +

¿En qué casos debes contar con un certificado de eficiencia energética de tu vivienda?

lunes, 22 de enero de 2018


A pesar de que la entrada en vigor de la normativa que regula el Certificado de Eficiencia Energética de viviendas tuvo lugar hace cerca de cinco años, en junio de 2013, todavía se observan ciertas dudas entre los propietarios de inmuebles sobre la necesidad o no de disponer de esta calificación para su hogar.

Por eso, desde Eres Energía, vamos a tratar de aclararte cuáles son los aspectos más relevantes de este certificado energético y, sobre todo, informarte sobre los casos en los que será preciso que cuentes con él.

En líneas generales, el Certificado de Eficiencia Energética de viviendas se basa en un documento técnico, expedido por profesionales acreditados, en el que se refleja la calificación obtenida por cada inmueble, de forma individualizada, en relación a su consumo de energía en todos los ámbitos.

Así, cada vivienda obtiene una valoración conforme a su nivel de eficiencia energética, o lo que es lo mismo, en base a su capacidad para aprovechar al máximo la energía que consume, conforme a su aislamiento estructural, nivel de emisiones de CO2 o posibilidad de aprovechamiento de energías renovables, y que puede ir desde la valoración máxima de eficiencia respecto a la media, establecida como ‘A’, hasta la certificación de un consumo energético muy por encima de la media, y que daría lugar a una valoración ‘G’.

Si bien la obtención de este certificado puede ser un valor añadido de gran interés a la hora de incrementar el valor de mercado de tu vivienda, es preciso aclarar que no todos los inmuebles de nuestro país están obligados a disponer de él, ya que únicamente es obligatorio en los supuestos que te mostramos a continuación:

 
  • En aquellos inmuebles que se encuentren integrados en edificaciones de nueva construcción, construidas desde la aprobación de dicha normativa.
  • En todos aquellos inmuebles en los que sus propietarios tengan la intención de proceder a su venta o alquiler, y que no cuenten previamente con esta certificación energética.
  • En edificios de carácter público o en los que una entidad pública cuente con una superficie ocupada superior a los 250 metros cuadrados.

En base a estos requisitos, si dispones de un inmueble que está obligado a disponer del Certificado de Eficiencia Energética o, por cualquier causa, tienes la intención de obtener esta valoración de forma voluntaria, desde Eres Energía te recomendamos que lleves a cabo los siguientes trámites:
 
  • Contacta con un profesional técnico acreditado oficialmente para la expedición de este certificado energético, para que pueda realizarte un presupuesto del coste de su inspección.
  • Acuerda una fecha para la realización de su valoración técnica y trata de facilitar al máximo este proceso, a través de la disponibilidad de toda aquella información que pueda requerir.
  • Realiza el registro de la valoración técnica emitida en la administración competente en materia de vivienda y/o energía en tu comunidad autónoma, para que tu inmueble cuente oficialmente con dicha valoración entre su documentación técnica.
  • Si con posterioridad a esta certificación realizas reformas en tu inmueble que puedan contribuir a mejorar su calificación energética, podrás solicitar una nueva valoración técnica y realizar este proceso nuevamente para formalizar esta modificación.

En el caso de que quieras obtener una información más detallada sobre la legislación vigente relativa al Certificado de Eficiencia Energética de viviendas, te recomendamos que accedas, a través de este enlace, a la información publicada por el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), organismo adscrito al Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital, donde podrás resolver todas tus dudas.
Ver más noticias
Sin comentarios
Escribir un comentario
Nombre    
e-mail (oculto)    
Sitio web  
Comentario
Código de la imagen
 
Imagen Captcha
Mostrar otro código
Enviar comentario

Eres Energía garantiza el íntegro y pleno cumplimiento de las obligaciones impuestas por la Ley Orgánica 15/1999 de Protección de Datos Personales, así como las impuestas en el Real Decreto 994/1999, por el que se aprueba el Reglamento de Medidas de Seguridad, así como el resto de medidas de desarrollo.
                                                              

                                           


Cuando compramos o alquilamos una vivienda o local puede ocurrir que al encender el interruptor no haya luz. Esto puede deberse a que no tiene la instalación eléctrica o q que su anterior propietario le dio de baja.

 
Sin comentarios
 

Va circulando por las redes sociales una factura en la que se paga una barbaridad, sin que haya apenas consumo de luz. La gente está muy indigdana y expresa lógicamente su descontento. Pero lo que la mayoría no sabe, es que no sólo pagamos por la energía que consumimos, sino también por la potencia que tengamos contratada, de forma que tenemos que tratar de tener la potencia ajustada a nuestras necesidades, ya que
cuanta más potencia tengamos más tendremos que pagar.

Sin comentarios

El cambio de titular se puede solicitar por varias razones, siendo la más común el alquiler o compra de una vivienda. Este cambio conviene tanto al nuevo inquilino o propietario como al anterior, ya que la titularidad lleva asociada la responsabilidad sobre el suministro.
Sin comentarios
 
                                                    


¿Qué es la tarifa con discriminación horaria?

La tarifa con discriminación horaria es aquella en la que el precio de la luz varía dependiendo del momento del día en que se consuma. Se divide en dos periodos, Periodo punta, en el que la luz es más cara, y el Periodo valle, en el que la luz es mucho más económica.
2 comentarios
                                                                                                                              


Hay mucha confusión con este tema ya que los dos tipos de empresa son compañías eléctricas. Sin embargo, difieren en cuanto a sus funciones y a que a una la eliges tú, la comercializadora, y la otra te viene impuesta por el lugar en el que vives, que es el caso de la distribuidora. Facilita la confusión el que haya comercializadoras con el mismo nombre que la distribuidora, por ejemplo: Endesa distribución vs Endesa comercial.
1 comentario